BUSCAR

«Mujer» Capítulo 58: Sarp se encara con Arif

«Mujer» Capítulo 58: Sarp se encara con Arif

«Mujer» vuelve a Antena 3 con el capítulo 58. La salida de la cárcel de Arif pondrá patas arriba los planes de reconciliación de Sarp con Bahar. No te lo pierdas a partir de las 22:45.

«Mujer» Capítulo 57: Kismet no descansará hasta que Arif pueda salir de la cárcel

«Mujer» Capítulo 56: Nezir ahora tiene una enemiga más: Kismet

La entrada en la cárcel ha sido uno de los golpes más duros que ha vivido Arif, y también el más injusto. Kismet aún tendrá que buscar a la persona que quiso involucrarle en la muerte de Yeliz con la pistola del crimen en su cafetería. No obstante, ya ha conseguido lo más urgente: Arif ha recuperado su libertad. Arif sale de la cárcel al igual que Yusuf, que aún no sospecha lo que le une a la abogada. Desconoce que es su padre. ¿Cuánto tiempo tardará en descubrirlo? Por otra parte, Arif tiene muy claro cuál es su primer deseo, su primer destino tras volver a ser libre. Y se lo transmite a Kismet: quiere ver a Bahar.

Capítulo 58

La normalidad va regresando poco a poco a las vidas de todos tras la convulsión que supuso la reaparición de Sarp y la venganza de Nezir. Bahar incluso ha recuperado su trabajo en la cafetería de Emre y Arif acaba de salir de la cárcel, tras la falta de pruebas que le relaciones con el crimen de Yeliz. Nada más quedar en libertad, Arif pidió su primer deseo a Kismet: ver a Bahar. Por eso, han sido hasta la cafetería. Lo han hecho sin avisar. Por eso, cuando él se asoma, ella levanta los ojos… y le ve. El tiempo se detiene para los dos. No se veían desde aquella fatídica noche en la que Bahar intentó escapar de la casa-refugio con Nisan y Doruk pero Sarp les descubrió. Tanto tiempo después, ella corre a abrazarle. Y los dos reconocen: “No dejaba de pensar en ti”, en un reencuentro romántico y tierno.

Azmi ha ido a la casa de Enver y Hatice para entregar el paquete de Nezir. Va destinado a Bahar pero, como ella no estaba, lo ha recogido Sirin. Es una caja grande, sospechosamente parecida a la que se encontró Bahar en el pasillo… con un vestido de novia. Sirin está deseando saber qué contiene ese misterioso paquete. A pesar de la tentación, de momento ha conseguido resistirse. Sin embargo, cuando llega Sarp, ve en él una oportunidad de descubrirlo. Le provoca para que sea él quien abra la caja, incluso nombrando a Arif. Lo único que consigue Sirin es aumentar su tensión con él.

Arif está feliz tras haber salido de prisión. Parece que la vida vuelve a sonreírle: ha tenido un romántico reencuentro con Bahar, le han dado un cálido recibimiento en su barrio… Por eso, ha decidido ir a buscar a Nisan y a Doruk a su salida del colegio, como tantas veces ha hecho. Sin embargo, Sarp ha ido también a recoger a sus hijos. Por lo tanto, el reencuentro ha sido tan imprevisto como inevitable, el primero tras el de aquella noche en la casa-refugio. A pesar de estar en un colegio, Sarp no dude en ir a por Arif para enfrentarse a él y amenazarle. Apenas se frena ante la llegada de Nisan y Doruk, que tienen que contener su alegría. En el caso de la niña, incluso, vive la situación con temor e incertidumbre.

Deja un comentario